Atenea y Hefesto: Los dos en nosotros.

Por Ananda Kentish Coomaraswamy

En la producción de cualquier cosa hecha con arte, o en el ejercicio de cualquier arte, están implicadas simultáneamente dos facultades, respectivamente imaginativa y operativa, y libre y servil.
La primera consiste en la concepción de alguna idea en una forma imitable, y la segunda, en la imitación (mimesis) de ese modelo invisible (paradeigma) en un material determinado, que es, así, informado.
La imitación, el carácter distintivo de todas las artes, tiene, por consiguiente, un doble aspecto: por una parte, el trabajo del intelecto  y, por otra, el de las manos.

Estos dos aspectos de la actividad creadora corresponden a los “dos en nosotros”, esto es, nuestro Sí espiritual o intelectual y nuestro Ego sensitivo y psicofísico, trabajando juntos.
La integración de la obra de arte dependerá de la medida en que el Ego pueda y quiera servir al Sí, o, si el patrón y el operario son dos personas distintas, del grado de su entendimiento mutuo.

La naturaleza de estas dos facultades, que son respectivamente la causa formal y la causa eficiente de la producción de obras de arte, se define claramente en la relación que hace Filón de la construcción del Tabernáculo: “Esta construcción le fue claramente explicada a Moisés en la Montaña por declaraciones divinas.

Él vió con el ojo del alma las formas inmateriales de las cosas materiales que había que hacer, y esas formas tenían que ser reproducidas como imitaciones sensibles, por decirlo así, del gráfico arquetípico y de los modelos inteligibles … Así, el tipo del modelo se imprimió secretamente en la mente del profeta como algo pintado y moldeado secretamente en formas invisibles sin materia; y entonces la obra terminada fue elaborada con arreglo a este tipo imponiendo el artista esas impresiones respectivamente en las sustancias materiales apropiadas”; y en términos más generales por S. Buenaventura, quien señala que “la obra de arte procede del artista con arreglo a un modelo existente en la mente; el artista descubre antes de producir, y luego produce según ha predeterminado.

Es más, el artista produce la obra externa con la mayor semejanza posible al modelo interior”. Seguir leyendo Atenea y Hefesto: Los dos en nosotros.

SIBILAS: Las profetisas prohibidas por Roma.

La feroz represión a que fueron sometidas sibilas y profetisas por los políticos romanos forma parte de la historia ignorada. La capacidad femenina de caer en trance y dialogar con los dioses fue temida por los dirigentes políticos. Impotentes para utilizarla en su propio beneficio, optaron por perseguirla y oponerla a la adivinación oficial de los sacerdotes versados en interpretar todo tipo de signos.

Corría el año 390 a. C. cuando Roma cayó en poder de los galos. El asedio al Capitolio, donde parte de la población se había refugiado, fue tan silencioso que ni siquiera los perros despertaron. Sólo las ocas consagradas a la diosa Juno, que se habían salvado del sacrificio a pesar de la hambruna romana, evitaron la masacre al dar la alarma. Según Plutarco, a través de sus graznidos la diosa alertó a los romanos. En memoria de este episodio la ciudad instauró una fiesta en honor de estas aves. Cada 3 de agosto, las ocas engalanadas de oro y púrpura se convertían en objeto de veneración, mientras los pobres perros eran crucificados.

Que las ocas fueran capaces de predecir una amenaza inminente no era extraño para los romanos. Al igual que los etruscos, estuvieron siempre dispuestos a admitir la posibilidad de vaticinar el futuro interpretando signos visibles: el vuelo o comportamiento de los pájaros; las entrañas de animales, o de mujeres, fetos y niños; los mensajes de los sueños, o la lectura de los Libros Sibilinos. Sin embargo, consideraban un fraude la adivinación extática o natural y la prohibieron en todas sus manifestaciones con leyes rigurosas. Seguir leyendo SIBILAS: Las profetisas prohibidas por Roma.

Caravaggio, el pintor amado que se odió a sí mismo.

Texto Juan Narbona

Si Caravaggio hubiera muerto 400 años más tarde, lo habría hecho con una sonrisa. En el cuarto centenario de su fallecimiento, miles de personas esperaron en fila desde la medianoche hasta el amanecer para contemplar seis pinturas del maestro expuestas en el museo Borghese de Roma. En 1610, en una noche similar, el pintor había muerto solo y enfermo, oyendo como único aplauso las olas del mar y aferrado con fuerza al único lienzo que aún no le habían robado.

Michelangelo Merisi Da Caravaggio (1571-1610) se ha convertido en uno de los pintores más apreciados en el siglo XXI. A una pintura magistral se une una vida intensa y polémica: fue un genio incomprendido, un loco violento, un hombre atormentado y un triste perseguido. Finalmente, cansado de huir, los últimos años de su vida los pasó buscando un perdón que entonces se le negaba y que ahora, a cuatro siglos de su muerte, parece haber obtenido.
Caravaggio fue el enfant terrible de la pintura italiana barroca. Pocos autores han gritado tan fuerte con los pinceles su propio conflicto personal. Aunque no haya dejado más que una cuarentena de pinturas, cada una de ellas revela una visión muy personal del arte, una lucha interior, un debate entre luz y oscuridad, y un espíritu innovador capaz de mezclar en una misma escena santidad divina y miseria humana. Seguir leyendo Caravaggio, el pintor amado que se odió a sí mismo.

Kandinsky: De lo espiritual en el arte

Wassily Kandinsky “De lo espiritual en el arte” . Introducción

Cualquier creación artística es hija de su tiempo y, la mayoría de las veces, madre de nuestros propios sentimientos.
Igualmente, cada periodo cultural produce un arte que le es propio y que no puede repetirse. Pretender revivir principios artísticos del pasado puede dar como resultado, en el mejor de los casos, obras de
arte que sean como un niño muerto antes de nacer.
Por ejemplo, es totalmente imposible sentir y vivir interiormente como lo hacían los antiguos griegos. Los intentos por reactualizar los principios griegos de la escultura, únicamente darán como fruto formas semejantes a las griegas, pero la obra estará muerta eternamente.

Alegoría del río Nilo

Una reproducción tal es igual a las imitaciones de un mono.
A primera vista, los movimientos del mono son iguales a los del hombre. El mono puede sentarse sosteniendo un libro frente a sus ojos, dar vuelta a las páginas,ponerse serio, pero el sentido de estos movimientos le es ajeno totalmente.

Hay, a pesar de esto, otra igualdad exterior de las formas artísticas que se asienta en una gran necesidad. La igualdad de la aspiración espiritual en todo el medio moral-espiritual, la aspiración hacia metas que, perseguidas primero, fueron luego olvidadas; es decir, la igualdad del sentir interno de todo un periodo puede llevar lógicamente al empleo de formas que en un periodo anterior sirvieron positivamente a las mismas aspiraciones.

Así nació parte de nuestra simpatía, nuestra comprensión y nuestro parentesco espiritual con los primitivos. Como nosotros, esos artistas puros buscaron reflejar en sus obras únicamente lo esencial: la renuncia a lo contingente apareció por sí sola.
A pesar de su valor, este punto importante de unión espiritual no es más que un aspecto.
Nuestro espíritu, que después de una larga etapa materialista se halla aún en los inicios de su despertar, posee gérmenes de desesperación, carente de fe. falto de meta y de sentido. Pero aún no ha terminado completamente la pesadilla de las tendencias materialistas que hicieron de la vida en el mundo un penoso y absurdo juego. Seguir leyendo Kandinsky: De lo espiritual en el arte

Surrealismo gráfico: Nelson Romero

– ¿Cuál ha sido su formación en arte?
– Yo me considero autodidacta, con todo lo relativo que puede tener ese concepto. Pero tuve un pasaje fugaz de un año por el Museo de San José. Allí estaba el profesor Osvaldo Leites, un muy buen pintor de la escuela de Torres García, y quería que yo fuera retratista al óleo. Pero a mí ya me gustaba el surrealismo, el realismo mágico y sobre todo la parte gráfica, y he sido coherente en desarrollar la disciplina del dibujo como disciplina válida, porque el dibujo siempre ha sido considerado como un segundón de la pintura.

De una entrevista realizada por “EL PUEBLO” de Salto, con motivo de una muestra de sus trabajos “Serie Negra” en noviembre de 2011.
Puede leerse completa aquí.  Fuente: hurgador.blogspot.com.uy

“El primer encuentro con Hugo (Nantes) y 40 años después”

Por Nelson Romero Diario San José Hoy (Uruguay, 2009).

Fue memorable y terrible aquel día que me animé a llegar hasta el taller de Hugo.

Hacía poco tiempo que me había venido desde el campo, y a los diecisiete años había juntado en carpetas muchos dibujos hechos pacientemente, tratando de imitar a los grabadores alemanes del Siglo XV.

Un día me decidí y llamé a su puerta. Iba con vergüenza, con esa timidez de animal asustado, propia de los paisanos antiguos. Pero confieso que guardaba la esperanza de deslumbrarlo con alguna de mis obras, porque había dedicado horas y días y años para dibujar abigarradas alegorías anacrónicas, con puntillismos y prolijos entretejidos de líneas a pluma.

Cuando se abrió la puerta, apareció un hombre fornido, desprolijo en el vestir, con las manos manchadas de pintura, y envuelto en un fuerte tufo de tabaco negro.

-¿El maestro Hugo Nantes? -tartamudeé.

-¡Déjese de joder con lo de «maestro» -me contestó con un vozarrón y una mirada insostenibles-. ¡Con que me diga Nantes es suficiente! ¿Qué anda precisando? Seguir leyendo Surrealismo gráfico: Nelson Romero

Wandjinas: espíritus de la lluvia y las nubes

En 1838, en una expedición enviada por la Royal Geographical Society británica, George Grey descubrió una gran cantidad de pinturas rupestres cerca de Glenelg River, Kimberley, al noroeste de Australia. Estas pinturas tienen como protagonistas a extraños seres antropomorfos llamados por los aborígenes “Wandjinas”.

En la mitología de los nativos australianos, los Wandjinas (que significa “cercano al agua”), son seres sobrenaturales, espíritus de la lluvia y las nubes, creadores de la vida en la Tierra. Son seres sabios que trajeron la civilización y la prosperidad a los pueblos de la zona.

Los Wandjinas han sido representados profusamente en el arte rupestre de la región de Kimberley. Su aspecto es humanoide, con grandes ojos y sin boca, y usualmente sus cabezas están coronadas con una especie de aureola “lumínica”. Seguir leyendo Wandjinas: espíritus de la lluvia y las nubes

Cepas de cannabis: ¿Son diferentes las distintas cepas de cannabis?

por el Dr. Ethan Russo

Fuente: cannabis-med.org

Los consumidores de cannabis han mantenido siempre que los diferentes tipos (cepas o variedades químicas) producen efectos distintos, tanto respecto a su psicoactividad como a sus propiedades terapéuticas. Las cepas suelen recibir las denominaciones de sátiva, índica, o híbrida. Sin embargo estas etiquetas son muy engañosas tal como se vienen aplicando en el mercado. Por contra, la comunidad científica ha solido centrarse en el tetrahidrocannabinol (THC) como la variable principal o la única importante. Está claro que hasta hace muy poco, la crianza selectiva de cannabis para el mercado del ocio y el medicinal ha dado lugar a cannabis con predominio de THC excluyendo otros cannabinoides.

Algunos investigadores han hecho hincapié en la importancia de los otros componentes como importantes moduladores de los efectos del cannabis, especialmente los terpenoides, compuestos aromáticos del cannabis que, al igual que los cannabinoides, son producidos en los tricomas glandulares (McPartland & Russo, 2001, Russo 2011). Seguir leyendo Cepas de cannabis: ¿Son diferentes las distintas cepas de cannabis?

Neem: El árbol sagrado y repelente.

neem-flor-2Los extractos de Neem han sido aprobados por la EPA (Agencia de Protección del Ambiente de los E.U.A) para su uso como insecticida en cultivos alimenticios. Siendo no tóxico para las aves, animales de sangre caliente y humanos, puede proteger los cultivos de más de 200 especies de insectos.

Una ventaja clave de usar el Neem, es que es opuesto a algunos tratamientos médicos y herbolarios pues cumple con el primer mandato hipocrático de los Doctores en medicina que dice: “Primero no hagas daño”.

Por miles de años el Neem ha sido usado por cientos de millones de personas sin que exista un caso documentado de riesgo al usarlo en las dosis recomendadas.Solamente en dosis muy altas podría en Neem ser tóxico, lo cual se puede aplicar a cualquier cosa tomada internamente. En muchas de las enfermedades más difíciles en que el tratamiento con el Neem han probado ser efectivo incluyen enfermedades del corazón, diabetes, malaria, psoriasis, ulceras, candidiasis y daño en las encías. Seguir leyendo Neem: El árbol sagrado y repelente.

Robert Crumb al habla

Entrevista realizada por Ted Widmer a Robert Crumb que fue publicada en The Paris Review.

Traducción: entrecomics.com

Empecemos con Génesis. ¿De dónde parte este libro?

Bueno, la verdad es un poco estúpida, en realidad. Lo hice por el dinero y rápidamente empecé a arrepentirme. Fue una cantidad de trabajo enorme -cuatro años de trabajo y apenas si mereció la pena. Fui demasiado compulsivo con el detalle.
En el cómic, tienes que desarrollar algún tipo de atajo. No puedes hacer que cada dibujo sea extremadamente detallado. El lector medio en realidad no quiere todo este detalle, interfiere con la fluidez del proceso de lectura. Pero no puedo evitarlo -desorden obsesivo-compulsivo.
Pero también parece un trabajo hecho con amor.Intenté ser respetuoso. Decidí no burlarme del texto, no introducir ningún tipo de material gracioso. Varias veces estuve tentado. Pero después lo borré porque distrae del texto. El propio texto es tan apasionante que simplemente ilustrarlo ya es suficiente. Pero no vas a agradar a la gente que cree que la Biblia es la palabra de Dios. Encontrarán fallos. A los judíos no les gustará porque representas físicamente a Dios. Y el hecho de que muestre a gente practicando el sexo, eso elimina a un montón de cristianos.
Seguir leyendo Robert Crumb al habla

Huerto urbano

Cosecha tus propios alimentos

Mucha gente sueña a menudo con la posibilidad de tener su propio huerto en casa. Pero, a veces, bien sea por falta de terreno o por la escasez de tiempo libre, ese anhelo de trabajar la tierra con nuestras propias manos y disfrutar de sus frutos directamente en nuestra mesa, se trunca. Por fortuna, en el mercado existe un concepto algo distinto al huerto tradicional: se trata del huerto urbano. Este sistema aprovecha las técnicas de cultivo de antaño para concentrar toda nuestra cosecha en una mesa de reducidas dimensiones que podemos colocar directamente en nuestra terraza. Seguir leyendo Huerto urbano